fbpx

Por construir el 1er barrio con una impresora en 3D

Por construir el 1er barrio con una impresora en 3D

Por construir el 1er barrio con una impresora en 3D

El primer barrio impreso con tecnología 3D se construirá en El Salvador para ayudar a las familias desfavorecidas de una pequeña comunidad agrícola. Tecnología para ayudar a la sociedad!

A estas alturas – creo – que ya todos sabemos que la construcción se está automatizando a pasos de gigante; desde vehículos de construcción que funcionan solos a robots que se pasean solos por la obra en busca de errores en las instalaciones, pero, los avances más importantes se están gestando en las grandes impresoras 3D diseñadas para construir viviendas modulares en serie.

La tecnología 3D es capaz de construir una pequeña casa en 24 horas y esto supondrá, queramos o no, un cambio radical en el futuro de la construcción donde las empresas deberán de adaptarse si quieren competir en el mercado.

Léase también: A partir del 2019, dubái imprimirá en 3d el 25% de los edificios

Evidentemente, la construcción 3D aporta dos ventajas destacables; conseguir viviendas más baratas y una construcción mucho más rápida. Con esta base, podemos empezar a plantearnos muchos objetivos, por ejemplo, ayudar a las personas sin hogar a un coste relativamente bajo.

En este caso, se ha unido la empresa puntera en tecnología 3D para viviendas ICON y la asociación New Story (Asociación sin ánimo de lucro que lucha porque todas las personas desfavorecidas tengan un hogar digno) para construir la primera comunidad impresa en 3D del mundo, este próximo verano, en un lugar semi-rural en El Salvador que aún no se ha dado a conocer.

El ambicioso proyecto prevé proporcionar viviendas a más de 50 familias de una pequeña comunidad compuesta principalmente por agricultores y tejedores de palmeras, que a menudo, viven en hogares multigeneracionales y por lo general, con menos de 200 dólares al mes.

El proyecto, gira en torno a viviendas unifamiliares construidas en 3D en tamaños de 55 a 74 metros cuadrados habitables, sobre terrenos de 120 m2, y construidas en 48 horas. Las pruebas realizadas arrojan valores de 4.000 Dólares por unidad, utilizando materiales locales.

Léase también: Cápsulas impresas en 3d para astronautas en marte

La meta de New Story es imprimir la primera comunidad de hogares para familias desfavorecidas en El Salvador en los próximos 18 meses, y luego, a través de asociaciones, aumentar la producción de casas para servir a otras comunidades en los próximos años.

La vivienda cuenta con materiales de última generación probados según los estándares más reconocidos de seguridad, confort y resistencia.

“Hemos creado opciones y áreas de personalización donde las familias pueden elegir combinaciones para ayudarles a personalizar sus hogares”

Según Brett Hagler, director ejecutivo de New Story… “Sentimos que es nuestra responsabilidad desafiar los métodos tradicionales y trabajar para poner fin a la falta de hogar que existe en todo el mundo. Con soluciones basadas en construcción 3D, podemos llegar a más familias con viviendas reales, y mucho más rápido”.

Léase también: Rascacielos capaz de imprimir departamentos en 3d

Con el prototipo realizado en Austin. La impresora portátil está diseñada para funcionar con casi cero desechos y para trabajar bajo restricciones impredecibles (infraestructura limitada de agua, energía y mano de obra) para hacer frente a la escasez de viviendas en comunidades desatendidas de todo el mundo.

Texto recuperado el 18 de junio del 2019 de ovacen.com