fbpx
Usos y beneficios de los drones en la construcción

Usos y beneficios de los drones en la construcción

Hoy te presentamos los usos y beneficios de los drones en la construcción, ya que el uso de la tecnología en la industria es cada vez más recurrente al permitir el ahorro de costos. Conoce las herramientas tecnológicas que existen y sus funciones.

banner arcotechos arcus global

Quizás el uso lúdico de los drones sea la parte más conocida de estos sistemas aeronáuticos pilotados de manera remota o RPAS (remotely piloted aircraft systems), pero el desarrollo tecnológico ha permitido mejorar y encontrar nuevas aplicaciones para diversos sectores, incluyendo militares e industriales.

En la construcción son cada día más utilizados, ya que son capaces de reducir los costos, los tiempos de ejecución y de obtener información más precisa. Entre algunas de las funciones más prácticas y funcionales se pueden tomar fotografías y videos, termografías, realizar inspecciones, hacer fotogrametrías y seguimientos de avance de obra.

Léase también: E-commerce incrementa demanda para construcción

Su uso para estos fines ha crecido durante la última década, por lo que su seguridad operacional requirió de un marco normativo que desarrolló la Secretaría de Infraestructura, Comunicaciones y Transportes (SICT). El Instituto de la Industria de la Construcción y profesionales particulares ofrecen capacitación para operación de drones, en sus programas de educación y como servicios, respectivamente.

De acuerdo con datos de la consultora PwC la industria con mayor potencial para uso de drones es la de infraestructura. “Se estima un mercado mayor a los 45 mil millones de dólares a nivel mundial”. Uno de los sectores que más aprovecha el uso de esos instrumentos es el de carreteras; para dar mayor seguridad en las obras y analizar información durante el proceso de proyectos. Gracias a tomas aéreas los drones pueden aportar datos muy precisos en trazado de carreteras, libramientos, entronques y puentes.

En el Instituto Tecnológico de la Construcción (ITC) las carreras de Ingeniería de construcción y Arquitecto constructor contemplan algunas materias que incluyen capacitación para el manejo de drones en la construcción, según comentó Marín Estrada García, director del instituto.

“Hay prácticas que se desarrollan en otras materias, pero particularmente es para la materia de topografía», indicó Estrada. Topografía es una materia que existe desde el primer plan de estudios, mientras que la capacitación con drones se introdujo posiblemente desde hace unos ocho o diez años a la fecha, subraya. Al día de hoy “me atrevería a decir que difícilmente existe una obra en la que no se utilicen los drones”.

Es una gran herramienta que simplifica los cálculos y la tecnología ha evolucionado mucho, “hoy se pueden enviar fotografías desde la app al celular, con mayor nitidez y calidad. Las empresas trabajan cada día más con los drones”, opina el maestro y director.

Víctor Cuadra, director de operaciones de la empresa Drones México, especialistas en capacitación de uso de drones, desarrollo de proyectos de automatización con drones y renta para los sectores industrial y de la construcción, considera que este sector “es uno de los que más se benefician porque el retorno de inversión es muy claro, ya sea cuando se contrata como servicio o como proyecto”. Los ahorros son muchos,“se usan menos personas, menos tiempo y hay más entregables igualmente de precisos”.

Entre los principales usos y beneficios para la construcción, según Drones México, se encuentran la superposición de modelos 3D sobre terreno, levantamiento topográfico para obtener información volumétrica (presupuesto preciso de costos), plano fotográfico de terreno (planificación de la implantación de obra), avance o seguimiento de obra a distancia para control (evita el desplazamiento de personal), la promoción de la obra con fines de marketing a través de videos aéreos e interiores y la inspección área de mantenimiento de obras terminadas.

tecnología en el área de la construcción

Un servicio de los más rentables, indica Cuadra, es la fotogrametría aérea, con apoyo fotográfico terrestre. Es el reemplazo de topógrafos tradicionales, con sistemas automatizados, con drones tecnología GPS (Global Positioning System) y RPP RTA. Aunque “los topógrafos no corren peligro de ser desplazados por los drones porque son sólo complementos. Es más un llamado a sumarse a la tecnología”.

No todas las grandes constructoras utilizan estás herramientas, afirma Cuadra, “por falta de información, capacitación, inversión e incluso que quienes toman las decisiones no entienden de tecnología y prefieren hacerlo como siempre. Pero eso va a cambiar y como pasa con cualquier tecnología, va a terminar permeando, por ese ahorro en los costos y por la eficiencia. Se hace más rápido todo, a veces más barato y sin errores”.

En cuanto a la reducción en costos y tiempo, Alejandro Delgadillo, director de construcciones de D12 Construcciones, empresa que maneja drones para fotografía de supervisión y seguimiento de obra, comparte el ejemplo de que en un proyecto de supervisión –semana a semana-, para generar reportes fotográficos antes se requerían dos horas y tomar 60 fotografías o más. Ahora con el uso de drones el trabajo termina en 10 minutos y obtienen hasta 10 fotografías panorámicas, suficiente para visualizar los avances.

Léase también: Todo lo que necesitas saber sobre los perfiles metálicos

Un beneficio para el sector es que antes de empezar una obra se puede hacer un levantamiento con dron, lo que permite montar en una imagen real el proyecto y entregarle al cliente la vista de como se verá en un futuro, bastante cercano a la realidad, entonces como herramienta de compra-venta es importante, afirma.

Hay ciertos softwares con los que se puede lograr escaneos 3D y generar nubes de puntos, sacar planos y otras variables. En una restauración de edificios, por ejemplo, con eso se escanea totalmente. Este tipo de trabajos tomaría unos 15 días a una cuadrilla de trabajadores. Con esta herramienta en tres o cuatro días queda listo, finaliza.

Economía, tecnología e inteligencia artificial

La reducción en costos es variable y depende prácticamente del mismo proyecto y de la disposición del inversionista. Para Javier Alejandro Gómez Sánchez, maestro en ingeniería y operación de drones, “estamos hablando de una reducción de costos de entre 20% y 30%, y lo mismo va para el tiempo”

Para el también piloto profesional y observador de sistemas de aeronaves no tripuladas, “si los drones se emplean bien, otorgan muchas ventajas antes, durante y después de la vida de los activos. Se puede ocupar desde el inicio del proyecto, para una prefactibilidad técnica y económica, en una hora puede conseguir información que se envía vía internet”.

Después se puede usar en el seguimiento de obra, con la información gráfica se monta el avance de la obra reconstruido en 2D y en 3D, se pone en línea y los directores de obra, los dueños, los responsables de la obra pueden consultar a través de internet, un link y su teléfono.

Escanear objetos en 3D

Así se puede automatizar el estado del suelo, recursos humanos, materiales, técnicos, mejorando el tiempo y los costos. Se puede extender el monitoreo de la fase de operación a la de mantenimiento y realizar programas preventivos, por ejemplo en vías terrestres se puede calcular en dónde se va a desgastar el pavimento, o en una casa los desperfectos en pintura, en impermeabilización.

Un ejemplo de proyecto de colaboración de la empresa que dirige Gómez Sánchez, junto con Rubén Basurto, G2 Unmanned Aerial Systems S.C., fue para reconstruir cada semana el avance de obra (modelos 2D y 3D) de un albergue, volúmenes de obra, comparar el programa original de obra con el ejecutado, para las adecuaciones y terminar en el tiempo previsto y evitar sanciones.

Gómez Sánchez considera que los drones “ya están en una segunda etapa, en una pequeña revolución industrial, pues ya se está incorporando inteligencia artificial”. Y hace referencia a la metodología de su autoría, a la que llamó UAV4ROAD by G2, marca registrada, (Unmanned aerial vehicle, G2 es la empresa) que utiliza inteligencia artificial y se aprovecha para la prevención y el mantenimiento de zonas urbanas.

Con esta metodología “se ingresan algoritmos de inteligencia artificial para detectar los deterioros del pavimento y si una brigada tarda tres años en diagnosticar 500 km, con esto se hace en ocho meses”, afirma Gómez Sánchez. UAV4ROAD será presentada en la 5 conferencia internacional sobre infraestructura de transporte & Expo Vial 2022, a celebrarse en agosto próximo.

Para el ingeniero, las empresas que utilizan este tipo de apoyos aún son pocas, “yo diría 10% y de ese 9% lo emplean como cámara aérea”, considera que por lo mismo falta investigación, difusión, marketing y más casos de estudio.

Para trabajar de manera profesional con drones, la norma dicta que “se puede volar hasta 120 metros de altura, no se puede alejar más de 8 kilómetros, no volar dentro de un radio de 8 kilómetros de los aeropuertos o helipuertos. Una licencia de piloto no es necesaria si se utilizan drones comerciales de menos de dos kilos. Se necesita un seguro de responsabilidad civil y matrícula. El registro se hace en la Dirección General de Aviación Civil, DGAC”.

Otro uso en el que se puede economizar y obtener resultados es en el sector de las vías terrestres, pues se necesita movilidad sustentable. Se puede contabilizar vehículos u horas pico, principalmente. Con drones e inteligencia artificial se puede obtener todo casi en tiempo real, con una reducción importante de tiempo se obtienen resultados y así trazar mejores rutas o alternativas para proyectos, ampliaciones o supresión de cambios de dirección, pasos elevados e inferiores, entre otros.

Gómez Sánchez comenta que existen casos en los que el contratista es responsabilizado por defectos en la construcción a simple vista, pero al utilizar un dron se puede llegar a comprobar lo contrario. Y se logra al obtener una mejor ampliación, una mejor vista y un mejor análisis de la información de exteriores como de interiores.

Este es un mercado que va en constante evolución y aunque México está bien posicionado en el mercado de drones “sobre todo de servicios, estamos obligados a actualizarnos todos los días”, afirma Gómez.

Versatilidad y funcionalidad

Se pueden equipar los drones con cámaras de alta resolución, con sensores atmosféricos, medidores térmicos y lograr tomas panorámicas, medir distancias con mayor exactitud y penetrar en espacios a los que difícilmente se llegaría por tierra. Así se pueden evaluar cantidad de valores, reducir el tiempo a horas o minutos, monitorear el trabajo y prevenir posibles errores.

Los artefactos pueden inspeccionar obras, revisar edificios o incluso rascacielos tanto al exterior como al interior, buscar fugas de agua, o tomar medidas a alturas muy altas. Son tareas que implican mucho riesgo y peligro para las personas, lo que se salva a través del manejo correcto del dron desde la comodidad de la tierra.

Las tomas fotográficas que se pueden realizar desde los drones reduce igualmente tiempo, dinero y esfuerzo, ya que los archivos se guardan en formato digital y se transmiten de inmediato. Con esos datos se construyen modelos 3D físicos o virtuales, dependiendo de la metodología BIM (Building Information Models) utilizado.

Tanto para el ingeniero Gómez Sánchez, de G2, como para Víctor Cuadra, de Drones México, los aparatos son capaces de optimizar procesos de construcción, tienen gran versatilidad, permiten economizar en todas las áreas y cada día la tecnología agrega aplicaciones con mayores y mejores funciones que hay que aprovechar.

banner arcotechos arcus global

Por: Olga Saavedra
Texto recuperado el 23 de junio del 2022 de obras.expansion.mx