Cápsulas impresas en 3D para astronautas en Marte

Cápsulas impresas en 3D para astronautas en Marte

Cápsulas impresas en 3D para astronautas en Marte

Días después que la NASA ha confirmado la presencia de agua líquida en Marte, la compañía AI SpaceFactory ha presentado detalles de su proyecto en el marco de 3D Printed Habitat Challenge, competición organizada por la NASA. Conocido como MARSHA, el proyecto fue uno de los cinco diseños elegidos por la NASA para su desarrollo, recibiendo un premio de más de 20.000 dólares.

Image and video hosting by TinyPic

El concurso pidió a los participantes diseñar una estructura habitable en Marte para un equipo de cuatro astronautas. Evaluados por su grado de innovación, calidad arquitectónica y nivel de detalle en modelación BIM, los proyectos debían ser pensados para su construcción en impresión 3D.

Según AI SpaceFactory, MARSHA representa un “cambio radical” respecto a los diseños que anteriormente han sido presentados para la colonización de Marte, es decir, estructuras bajas o semienterradas. En cambio, MARSHA es una volumetría cilíndrica vertical como resultado de una serie de estudios técnicos que buscaban el desarrollo de estructuras espaciales más eficientes.

Léase también: Rascacielos capaz de imprimir departamentos en 3d

Según la compañía, la forma de las cápsulas demostró ser mucho más eficiente, ya que está optimizada para la presión atmosférica y las condiciones estructurales de Marte, proporcionando un mayor radio entre el área útil y el volumen de la cápsula.

La construcción de las cápsulas MARSHA dependerá exclusivamente de los materiales disponibles en la superficie de Marte. Gracias a una innovadora fórmula que utiliza fibra de basalto (presente en la superficie del planeta) y una especie de bioplástico reciclable (producido a partir de plantas que serán cultivadas en Marte), la propuesta elimina la necesidad de transportar material desde el planeta Tierra.

Por otra parte, el proceso de construcción también se facilita por la forma cilíndrica de la estructura, la cual permite la impresión de una estructura muy resistente que implica pocos desplazamientos de la impresora 3D.

En respuesta a las drásticas oscilaciones térmicas de Marte, la estructura se debe dilatar y contraer libremente, por lo cual MARSHA está anclada al suelo por una superficie de láminas móviles, las cuales protegen la estructura de la cápsula. En su interior, una doble capa separa el recipiente de presión del área habitable, permitiendo un diseño arquitectónico más flexible.

Léase también: “Fly elephant” la impresora 3d capaz de volar

En la cima de la estructura, un tragaluz lleno de agua permite que el interior se ilumine con luz natural. El espacio entre la coraza interior y exterior difumina la luz para imitar de mejor manera las condiciones del planeta Tierra, además cuenta con una escalera para asegurar su mantención y la circulación de los astronautas en su interior.

La estructura de la cápsula está dividida en cuatro niveles: un “garaje” a nivel de suelo; un laboratorio seco y una cocina en el nivel superior; cabinas individuales y un huerto hidropónico en el siguiente, y un espacio destinado al ocio en el último nivel.

Cada nivel cuenta con al menos una ventana que permite un panorama en 360° y su diseño está pensado para albergar el estricto calendario de tareas a lo largo de un día marciano (un día y 39 minutos terrestre), al mismo tiempo que sirva como un espacio que ayude a la salud social y mental de los astronautas.

AI SpaceFactory ahora construirá un prototipo a escala 1:3 de MARSHA para la siguiente etapa de NASA3D Printed Habitat Challenge. El concurso ha llamado la atención de arquitectos y diseñadores, quienes se involucran cada vez más en este tipo de proyectos que podrían hacer realidad la colonización de Marte.

Image and video hosting by TinyPic

Por Niall Patrick Walsh y traducido por Nicolás Valencia
Texto recuperado el 7 de agosto del 2018 de archdaily.mx